Inicio » Mesa Redonda

Entre la producción, el mercado y la mesa

11 Junio 2014 6 Comentarios

Por Yailin Orta Rivera, especial para la Mesa Redonda

Fotos de Roberto Garaicoa

En el contexto de la actualización del modelo económico cubano,  se estableció un reglamento de manera experimental en las provincias de La Habana, Artemisa y Mayabeque, con el propósito de diseñar y aplicar nuevas fórmulas en la comercialización de productos agropecuarios.

Tomando en cuenta la diversidad que caracteriza el entramado comercial de productos agropecuarios en nuestro país, con esta decisión se pretende estudiar a escala territorial otros modos de hacer en este proceso que permitan modificar, ampliar, perfeccionar y luego extender la experiencia al resto de las provincias del país.

Según José Puente, del Ministerio de la Agricultura, estas transformaciones responden, además, a la necesidad de cambiar la comercialización de forma tal que se eliminen los mecanismos que la entorpecen y se logre hacerla más dinámica, eficiente y flexible.

Entre los objetivos que persigue este propuesta igualmente se encuentra ordenar y perfeccionar la red comercial de productos agropecuarios —tanto mayorista como minorista—, haciéndola más asequible para productores y consumidores, y también más competitiva entre todas sus formas.

Estas disposiciones tienen entre sus principios fundamentales crear mecanismos de gestión más ágiles que contribuyan a reducir pérdidas en el proceso de comercialización y simplifiquen los vínculos entre el productor agropecuario y el consumidor final.

Las nuevas medidas consisten en que los productores pueden concurrir al mercado con sus propios medios. También se liberó la comercialización de los productos agropecuarios de forma tal que, una vez que los productores cumplan sus compromisos contractuales con el Estado, tengan la posibilidad de vender y comprar las producciones a quien deseen —incluidas entidades estatales—.

En la Mesa Redonda de este miércoles se dio a conocer que todos los centros del consumo social tienen la posibilidad de adquirir productos agropecuarios, a precios de oferta y demanda, tanto en la red mayorista como minorista, siempre y cuando los gastos por dicho concepto estén dentro de su presupuesto aprobado para el año fiscal. Ello no quiere decir que se elimina el abastecimiento que reciben estas entidades por parte de empresas agropecuarias; simplemente se están ampliando las opciones.

José Puentes precisó que desde el VI Congreso del PCC se aprobaron  los Lineamientos  181 y 183 que se refieren a la necesidad de buscar mecanismos de comercialización más eficientes, de esta forma el 20 de octubre de 2013 se aprobó la nueva política de comercialización experimental para La Habana, Artemisa  y Mayabeque. Lo cual ha permitido que hoy puedan  ir al mercado sin intermediarios el 36 por ciento de las cooperativas que participan.

Adolfo Alvarado, especialista de la ANAP, explicó que esta experiencia ha permitido que unas 164 cooperativas tengan presencia en 435 mercados y es una política que da la posibilidad de que todo lo que se produzca tenga un destino y no haya pérdidas.

“Los mercado tienen más de 2 000 trabajadores,  y hay 80 camiones que se le han arrendado a la cooperativas para lograr la transportación en esta nuevas formas de comercialización, lo que se une al transporte de las cooperativas.

Barbará Acosta,  viceministra del Mincin, precisó que la red de mercados agropecuarios funciona bajo las siguientes denominaciones: mercados minoristas; puntos de venta; y trabajadores por cuenta propia, carretilleros o vendedores de productos agrícolas de forma ambulatoria.

En el caso de los mercados minoristas son cuatro las modalidades. Una parte de ellos son gestionados por entidades estatales con facultad para operar en igualdad de condiciones que el resto de los establecimientos, y se abastecen a través de las empresas a las que pertenecen, aunque también podrán comprar en otros lugares para completar sus ofertas.

Según explicó, los mercados incluidos en este grupo comercializan los productos agropecuarios, que tienen precios de acopio centralizados, a precios minoristas regulados por las empresas que los administran. Asimismo, ofertan otros productos con precio de venta centralizado —arroz y chícharo— y el resto a precios de oferta y demanda.

También existen los mercados gestionados por cooperativas no agropecuarias. Igualmente, están los mercados que son establecimientos estatales y están arrendados por las unidades productoras y por trabajadores por cuenta propia, quienes asumen todos los gastos derivados de la actividad económica que ejecutan y venden los productos a precios de oferta y demanda.

La cuarta modalidad se corresponde con los denominados mercados agropecuarios de oferta y demanda —administrados por empresas estatales—, que arriendan espacios y brindan servicios de medios de pesaje, almacenamiento y otros; en ellos la comercialización es a precios de oferta y demanda.

En el caso de los puntos de venta son administrados por las unidades productoras, empleando su propia fuerza de trabajo. También pertenecen a agricultores pequeños —propietarios y/o usufructuarios— dentro de su área de producción. Respecto a la figura del carretillero o vendedor de productos agrícolas de forma ambulatoria, estos comercializan productos agrícolas en la vía pública sin establecerse en un área fija, cumpliendo las regulaciones urbanísticas, las normas de vialidad existentes y lo establecido por los consejos de administración en cuanto a itinerarios y zonas de accesos para el ejercicio de su actividad.

Con el reordenamiento de la red mayorista se creó El Trigal, ubicado en el capitalino municipio de Boyeros. En este mercado compran lo mismo personas naturales que jurídicas sin excepción y el horario es fundamentalmente en las noches y madrugadas.

Otro elemento novedoso lo constituye la autorización de dos nuevas figuras de trabajadores por cuenta propia en las tres provincias donde funciona el experimento. Surgió así el vendedor minorista de productos agropecuarios, que podrá llevar a cabo esa actividad en los mercados agropecuarios de oferta y demanda y en otros que arriende. También aparece el vendedor mayorista de productos agropecuarios, que concurre a vender en el mercado mayorista o a comprar para ofertar a comercializadores minoristas en lugares autorizados por los consejos de la administración provincial; también podrá comercializar en el mercado mayorista los productos que compre a los concurrentes a dicho establecimiento; y en ningún caso podrá ofrecer productos importados.

Eduardo Tomé, vicepresidente del Consejo de la Administración Provincial en La Habana, argumentó que de un total de 1 920 establecimientos de la Empresa de Mercados, se eliminaron unos 368, porque no tenían las mejores condiciones.

Compartió que se ha indicado que la transportación de los productos se haga de noche, y el abastecimiento en el sector estatal se hace en la mañana. También dijo que se han retirado más de 500 licencias a vendedores que no han cumplido con lo establecido.

Hoy, además, en La Habana hay unos 1 372 centros del consumo social que son abastecidos directamente por 136 formas productivas. Lo cual es una práctica que ha impactado favorablemente esta dinámica, pero sin embargo, alertó, para 2015 “debemos trabajar para que unas 52 mercados estatales se abastezcan con sistematicidad, porque en este año ha habido baches en su reaprovisionamiento”.

La Mesa Redonda dedicó su emisión a la comercialización de productos agropecuarios en La Habana, Artemisa y Mayabeque, con la participación de directivos del Ministerio de Comercio Interior, el Ministerio de la Agricultura, la ANAP y el Consejo de Administración Provincial de La Habana.

José Puente, del Ministerio de la Agricultura, expresó que estas transformaciones responden, además, a la necesidad de cambiar la comercialización de forma tal que se eliminen los mecanismos que la entorpecen y se logre hacerla más dinámica, eficiente y flexible.

Adolfo Alvarado, especialista de la ANAP, explicó que esta experiencia ha permitido que unas 164 cooperativas tengan presencia en 435 mercados y es una política que da la posibilidad de que todo lo que se produzca tenga un destino y no haya pérdidas.

Barbará Acosta, viceministra del Mincin, precisó que la red de mercados agropecuarios funciona bajo las siguientes denominaciones: mercados minoristas; puntos de venta; y trabajadores por cuenta propia, carretilleros o vendedores de productos agrícolas de forma ambulatoria.

Eduardo Tomé, vicepresidente del Consejo de la Administración Provincial en La Habana, argumentó que de un total de 1 920 establecimientos de la Empresa de Mercados, se eliminaron unos 368, porque no tenían las mejores condiciones.

Imagen de previsualización de YouTube
Bookmark and Share

6 Comentarios »

  • DIOSDADO dijo:

    Estimados señores de la Mesa Redonda:
    Observé y escuché la segunda Mesa sobre los mercados agropecuarios. Me llama la atención dos aspectos:
    1) Las personas hacen comentarios y propuestas que se leen y despues esas propuestas ni siquiera se comentan. Como ejemplo en esta Mesa: Dos personas hicieron bastante bien fundamentadas las propuestas de precios topes. No se dijo nada despues por los panelistas, ni siquiera se referieren a esa propuesta. ¿Porque ese proceder? No lo entiendo como correcto.

    2)Un de los aspectos mas sensibles y criticados del sistema de mercados son los precios. Sin embargo como solución posible solo se habla de uno de los factores que todo el mundo conoce: Debe aumentar las ofertas de productos y organizar bien los contratos de demanda y de producción.

    Pero también sabemos (y se propuso) los precios pueden ser una solución transitoria.

    Si como ingeniero industrial tuviera la responsabilidad de buscar una solución a ese problema de los precios, mientras no se eleve la producción que supere la oferta y por tanto regule automáticamente el precio, establecería precios topes para por lo menos los 10 o 15 productos mas demandados por la población en los gurpos de viandas, vegetales, hortalizas.

    Los que hemos estudiado económia (y muchos que sin estudiar) sabemos que el precio se elabora a partir del costo. Por otra parte auque la producción de un mismo productos en diferentes lugares tienen diferentes costos nunca serán o deberán ser tan diferentes como para no buscar un valor estandar de costo y a partir de ahí establer un margen de ganancia y al sumarlo establecer dicho precio TOPE O PRECIO NORMA MAXIMO.

    Considero que un equipo de dos o tres personas con conocimiento de costos y con alguna información de referencia de los económicos de las empresas productoras medias o representativas de eficiencia media (no tomar las mas eficientes ni las menos eficientes) se puede hacer en unos 15 dias esta determinación.

    A veces me pregunto:¿porque problemas tan elementales de técnica y economía permanecen por años siendo problemas que afectan (no me gusta el término que utilizan de GOLPEAN) a la población de manera tan significativa?. No hay economistas, ingenieros industriales, licenciados en ramas de la economía que por su formación profesional pueden aportar estas soluciones y otras mejores aún?. Tal parece que estos asuntos estan manejados y administrados por personas sin formación académica, sin suficiente enfoque científico como lo hacen nuestros médicos en el sistema de salud y otras ramas de la economía, la técnica y la ciencia.
    Me gustaría si esto ayuda en algo que me lo indiquen por el email: diosdado50@gmail.com
    Gracias.
    Nota: Soy de San José de las Lajas, Mayabeque.

  • Elpidio!!! dijo:

    De acuerdo 100% con Diosdado, me parece que en su último párrafo del comentario, da un hit con bases llenas, realmente deja mucho que desear la formacion de estos cuadros, su oratoria y divagación constante demuestran la repeticion de un grupo de consignas a los consumidores que caen en teques. Randy nuestro periodismo debe ser un latigo al servicio del PUEBLO, en los comentarios de cubadebate ayer había hasta cronicas muy claras que denunciaban la operatoria en el Trigal. dos cosas más:
    1. quien dijo que los contratos no son renegociables a medio termino? sera posible que se tenga que esperar la contratacion de 2015, cuando estamos a mitad de año. el cro. Raúl ha llamado a que estos se cumplan lleva mas de tres años exigiendo esto, sin prisa pero sin pausa, ya es hora de que estos funcionarios dejen las justificaciones y cumplan con lo orientado por la maxima direccion del país.
    2. el Cro del Trigal y el de los agros deben hacer su trabajo basta de justificaciones este experimento lleva tiempo y los agro estatales todo el mundo sabe que venden al precio que les da la gana.
    Si algo este pueblo tiene es instruccion y todos sabemos scara cuentas y profesionales preparados hay de sobra. es insostenible que esto nos pase en todo. ahora veo un articulo sobre la safra que su titulo pone un paño tibio a los incumplimientos de AZCUBA quien fue a la mesa redonda y explico toda la preparacion de la zafra y al final nada, lo mismo el clima, la cepa, el ttatatatata. basta de esfuerzo y premiemos el resultado.

  • Makensen dijo:

    Randy, soy un habitual de este espacio. esto hasta hoy, luego de las últimas Mesas Nacionales me he quedado puesto… solo, me pregunto, en manos de quien estamos…. solo respondame esto…
    saludos

  • Gonzalo Rubio Mejías dijo:

    Estimados compañeros:
    En el segundo programa sobre la comercialización y los precios de los productos agropecuarios, a mi entender, salieron a relucir ciertas ingenuidades y simplificaciones de los problemas que debemos evitar; sobre todo porque estamos ante un problema muy complejo y muy sensible para el mejoramiento de la calidad de vida de toda la población en el día a día.
    PRIMERO: Hay suficientes evidencias prácticas y conocimientos científicos para no continuar creyendo y haciendo creer que los precios en el mercado en lo esencial y en términos generales se conforman a partir de los costos de producción y no de la ley objetiva de la relación oferta/demanda.
    SEGUNDO: El no haber logrado la presencia en esta Mesa Redonda de académicos y científicos especialistas en estos temas.
    TERCERO: La contratación como instrumento garante de los mínimos de acopio para maniobrar desde las empresas estatales de comercialización de estos productos, es pertinente; sobre todo cuando la oferta continúa estando por debajo de la demanda solvente de la población. Pero lo primero que tenemos que dilucidar es la capacidad del sistema arbitral, la capacidad de los bufetes de abogados, la cantidad de asesores legales, y en general las condiciones en que se encuentra el sistema de operadores del derecho, incluido la inexistencia de una Ley de Protección al Consumidor.
    CUARTO: Las ideas y propuestas de arreciar el control administrativo y las inspecciones sobre productores y comercializadores, implicaría la preparación y manutención de inmensas cantidades de inspectores, así como un número inmenso de fiscalizadores de los inspectores.
    QUINTO: Al igual que no se habla de legislar una pertinente Ley de Protección al Consumidor, no se habló de las inversiones y el desarrollo de los instrumentos de pesaje y medición; el cual está en plena obsolescencia y deterioro.
    SEXTO: No se ha tenido en cuenta la crisis de la información económico financiera; pues a las cooperativas no agropecuarias y a los cuenta propistas no se les exige la elaboración y entrega de Balances Contables de uso público; como tampoco es de uso público los Balances Contables de Cooperativas Agropecuarias, CCS y Empresas Estatales; así como se carece de Boletines y Revistas periódicas sobre los temas de comercio y producción agropecuaria que de conjunto permita conocer el estado económico, productivo y financiero de los distintos sujetos del sistema agropecuario a fin de elevar la cultura de la contratación, la exigencia y de las decisiones comerciales rigurosas.
    SEPTIMO: Tampoco se detuvieron los panelistas en visibilizar los problemas de los diseños de entidades productoras y comercializadoras, a fin de lograr un verdadero perfeccionamiento empresarial, y rescatar las enormes reservas de productividad y rendimiento de los medios y suelos agrícolas.
    OCTAVO: Hay que prepararse para enfrentar un irremediable incremento de los precios en este sector. Es necesario descartar los criterios de muchos especialistas que estiman que cuando en el mercado de oferta y demanda los precios se “encaraman”, resulta casi imposible bajarlos. Que en estas condiciones, el acceso a los productos encarecidos y el mejoramiento del nivel de vida, concurre por la vía del incremento salarial y de los ingresos personales de los clientes.

    GONZALO RUBIO MEJIAS.
    gonzalor@inmobiliaria.occ.tur.cu

  • Adolfo Capote Hernández dijo:

    Es muy instructivo y útil tratar estos temas en la mesa redonda, que sistemáticamente veo para estar informado y poder multiplicar ese conocimiento con los alumnos,que son adultos jóvenes.
    Cada día refuerzo más la idea de que los profesores jugamos un papel muy importante en la divulgación de todo lo relacionado con la actualización del modelo económico. Aún hay que divulgar mucho más este tema en la población. Este debate es diario y en todos los escenarios porque muchas personas no conocen bien las medidas que paulatinamente ha ido tomando el estado para la implantación de los lineamientos del congreso del PCC. En la agricultura hay que perfeccionar el tema de la comercialización tratando de acercar más la distancia entrew productores y y consumidores del producto final. Ese es un gran reto.

  • LEO dijo:

    Esta emisión de la Mesa Redonda me dejó un sinsabor. Las opiniones y sugerencias de las personas que enviaron mensajes y, sobre todo, sus preguntas, fueron olímpicamente obviadas por los dos funcionarios que se suponen debían darles respuestas CONCRETAS. Sin embargo estas fueron las de siempre, las acuñadas, con sabor a burocracia. Todo se reduce a que hay que “aumentar el control y la exigencia”. Expresión socorrida que no ha resuelto en tantos años nada y que es habitualmente utilizada a modo de lavarse las manos como Pilatos. (Esto lo hemos visto también en Cuba Dice, por ejemplo) Y lo peor es que los periodistas siguen admitiendo esas respuestas, incumpliendo sus funciones y obligaciones. Raúl ya lo dijo, que el problema alimentario es estratégico, y está dejando un alto costo político en la población, que se siente impotente y abandonada a su suerte. Y cada vez que veo cosas como estas, recuerdo las palabras de Fidel en 1999…

Haga un comentario.

Deje su comentario. Usted también puede subscribirse a estos comentarios vía RSS.



Optimizado para Firefox. Requiere resolución 1024 x 768 o superior.