Inicio » Noticias, La Esquina, Política

La conexión rusa de Donald Trump (+ Video)

25 Abril 2017 1 Comentario

Según el licenciado Reynaldo Taladrid Herrero, periodista de la Mesa Redonda, “la conexión rusa de Donald Trump es una historia que está en pleno desarrollo, por lo que será dividida en varios capítulos en esta sección de la Mesa”.

Informó en su espacio informativo La Esquina, habitual sección de la Mesa Redonda, que “el Centro de Escuchas del Espionaje Británico (GCHQ, equivalente británico de la NSA) alertó a finales del 2015 a Estados Unidos sobre: contactos entre miembros del equipo de campaña del ahora presidente estadounidense, Donald Trump, y operativos de inteligencia rusos. Gracias al acuerdo de las cinco orejas los servicios de Alemania, Francia, Holanda, Estonia, Polonia y Australia trasladaron a Estados Unidos información de inteligencia similar, según The Guardian.

“Carter Page, fue nombrado por Trump como asesor de su equipo de campaña, graduado de la Academia Naval de los Estados Unidos y de la Universidad de Stern. Miembro del Consejo de Relaciones Internacionales (CFR) patrocinado por la familia Rockefeller. Banquero de inversiones de Merril Lynch.

“A principios de los años 90, disuelta la URSS, ayudó a convertir lo que hoy es Gazprom en un gigante de la energía mundial. Entre 2004 y 2007, por alrededor de tres años, vivió en Moscú y trabajó en Gazprom. Después sale de Rusia y crea una firma con un socio ruso ex ejecutivo de Gazprom. Al ser uno de los mencionados en los informes espías, el FBI pidió y logró una orden judicial de vigilancia secreta por sus reiterados contactos con los que se afirman son oficiales de inteligencia rusos.

“Christopher Steele, fue oficial de la inteligencia británica del MI6 especializado en Rusia. Al jubilarse crea la Compañía de Investigación Orbis Business Intelligence Ltd., la cual puede ser contratada para buscar información de cualquier tipo. Fue contratado por un grupo de los republicanos rivales de Trump para que buscara información comprometedora respecto a la relación Trump/Rusia. Después fue contratado para lo mismo por los demócratas.

“De esos contratos nació el Dossier Trump que contiene información financiera y privada comprometedora de la relación Trump/Rusia y sobre la presencia de Trump en Rusia, el cual fue llevado a John McCain cuando Trump ganó la nominación republicana, y entregado al director del FBI, un expediente que llegó hasta Obama.

“Sobre esto Trump desmiente todo lo que se dice ahí, dice que son noticias falsas, aunque sus enemigos y algunos sectores de la gran prensa aseguran que varias cosas de este Dossier son reales.

“Paul Mannafort, fue jefe de la campaña de Trump. Entre 2005 y 2009 fue contratado por el empresario ruso Oleg Deripaska, magnate del aluminio poseedor de un imperio de más de 200 mil empleados, de quien se dice en la prensa occidental que es de la máxima confianza de Putin.

“Deripaska contrató por 10 millones de dólares a Mannafort con el fin de influir en la política, los negocios y los medios de Estados Unidos para beneficiar la imagen del gobierno ruso. Trump lo despide porque la campaña estaba en su peor momento y estos datos afloran después de despedido.

“Al ser hackeados y publicados por Wikileaks los correos privados de los jefes de la campaña de Hillary, el candidato Trump elogio varias veces a Wikileaks en actos públicos alegando yo amo a Wikileaks.

“Julian Assange niega, incluso en entrevista con FOX News, que los rusos fueron su fuente para la obtención de estos correos. Dicen los expertos que durante la campaña no se publicó nada comprometedor contra Trump. En la actualidad el director de la CIA ha calificado a Wikileaks como un servicio de inteligencia hostil y que pretende enjuiciar a Assange por altos cargos.

“El general retirado Michael Flynn fue parte del equipo de dirección de la campaña de Trump y posteriormente nombrado por Trump y aprobado como su asesor de seguridad nacional. Famoso por su islamofobia. Flynn se vio forzado a dimitir tras filtrarse que había hablado con el embajador ruso en Washington, Sergey Kislyak, sobre las sanciones del entonces presidente, Barack Obama, contra Moscú por su supuesta injerencia electoral. También que había mentido al vicepresidente, Mike Pence, sobre el contenido de esos encuentros.

“Después de renunciar, en 2016 el general viajó a Moscú donde fue fotografiado sentado junto a Vladimir Putin en una cena de gala para el Canal Estatal de televisión, Russia Today, donde ha aparecido regularmente como analista. Además, después de su dimisión fue consultor extranjero para un trabajo por un valor de 530 mil dólares que hizo para la empresa turca Inovo BV entre agosto y noviembre de 2016, en plena campaña presidencial. Ha dicho que para testificar tienen que darle inmunidad total.

“Por su parte Vladimir Putin ha dicho sobre todo esto que: consideramos y tratamos a Estados Unidos como una gran potencia con la que queremos establecer una buena relación. Todo lo demás son mentiras y ficciones. Los contactos de nuestro embajador en Estados Unidos son limitados. Cada reunión es vista como un acto de espionaje. ¿No es una tontería? ¿Para qué tenemos un embajador?

“Posteriormente el actual presidente de Finlandia le preguntó a Putin en público si Rusia había cometido algún acto de injerencia en las elecciones de los Estados Unidos, a lo que Putin respondió: Como dijo un expresidente norteamericano, lee mis labios… No.

“El canciller Serguei Lavrov ha dicho: considero que estas acusaciones son completamente infundadas, al menos yo no conozco ni un dato que las confirme. Es una herramienta rusófoba. Rusia no acostumbra a intervenir en las elecciones de otros países.

“En la actualidad hay una investigación en curso en el Comité de Inteligencia de la Cámara y otra en el Comité de Inteligencia del Senado. Los republicanos y la Casa Blanca quieren dirigir la investigación hacia las filtraciones de información clasificada que han hecho funcionarios del gobierno sobre este asunto. Los demócratas se quieren concentrar en la supuesta conexión de Trump con Rusia. También el FBI tiene abierta una investigación sobre la llamada injerencia rusa en las elecciones.

“Ante todo esto solo nos queda hacernos una pregunta: ¿En cuántas elecciones y procesos políticos internos de otros países han intervenido o han cometido injerencia los gobiernos de los Estados Unidos?”

En video

Bookmark and Share

1 Comentario »

  • Julio Hurtado dijo:

    Estados Unidos ha alterado o tratado de alterar mediante su intervencion elecciones en:

    Italia 1948
    Chile 1964, 1970 y 1973
    Haití 1987/88
    Nicaragua 1990
    Rusia 1996
    Guyana 1964
    En 81 ocasiones entre 1948 y 2000

Haga un comentario.

Deje su comentario. Usted también puede subscribirse a estos comentarios vía RSS.



Optimizado para Firefox. Requiere resolución 1024 x 768 o superior.