Seamos Continuidad, esta es nuestra lucha

Foto: Rafael Martínez Arias / La Demajagua

Por Yudelkis de la Hera Jeréz

Llegar a un sitio en busca de ayuda o de un servicio y encontrar caras largas, respuestas inadecuadas y leyes, en ocasiones, poco entendibles es algo que disgusta y causa incomodidad.

Si a esto se le añade el amiguismo y la falta de valores, y hasta de respeto cuando ante nuestras narices y con tratos estelares son atendidos otros la ecuación es diferente.

Fidel no pensó en sus bienes ni amigos cuando decidió salir de su amado Birán a conquistar un mundo mejor para los cubanos, para todos y cada uno de los que habitamos este verde caimán. Che cruzó el continente y arriesgó su vida en tierra ajena.

Seremos como el Che decimos desde pequeños. Somos Continuidad gritamos y etiquetamos en las redes sociales. Este es nuestro Moncada, nuestra Sierra Maestra, nuestra lucha.

No peleamos con armas, lo hacemos cumpliendo con nuestra misión social. No es lo que se dice, es el modo en que se expresan orientaciones e instrucciones. Ante esta compleja situación que vivimos han sido necesarias algunas medidas en aras de evitar el derroche, ahorrar y aprovechar mejor lo que tenemos.

Pero, ¿estamos también ahorrando valores humanos como la solidaridad, el humanismo y el sentido del deber que siempre nos ha caracterizado? Somos continuidad cuando buscamos alternativas, cuando tratamos a los otros como seres humanos dignos de respeto y trato agradable.

Somos como el Che cuando sus valores humanos están presentes en nuestro andar cotidiano, dispuestos a hacer lo que nos toca con la calidad requerida. Fidel tuvo presente al pueblo ante cada toma de decisión y explicó sin caras largas y con argumentos sólidos el porqué de las cosas.

Entonces, ¿por qué no explicar con elementos convincentes orientaciones en lugar de decir esto es así y punto? Estos son tiempos de reafirmación, de andar en cuadro apretado, de buscar soluciones y enfrentar las dificultades sobre la base de los principios de nuestra Revolución.

Teniendo como bandera el legado de los héroes y mártires del altar de la Patria. Seamos continuidad. Honremos nuestros antepasados. Somos cubanos alegres, joviales, ocurrentes y familiares. Una vez más saldremos adelante pese a las dificultades presentes y las patrañas del imperio.

(Tomado de La Demajagua)

Haga un comentario.

Deje su comentario. Usted también puede subscribirse a estos comentarios vía RSS.