Inicio » Mesa Redonda, Recuento Histórico, Política, Temas Nacionales

Más vigentes aún las enseñanzas de Fidel

17 Septiembre 2017 6 Comentarios

Por: Eduardo Luis Martín

Todos estos días ante la amenaza del ciclón los cubanos tuvieron muy presente a su Comandante en Jefe, Fidel Castro Ruz,  quien durante muchos años trasmitió confianza y seguridad ante las peores circunstancias, siempre con el espíritu de vencer y alcanzar la victoria.

Ya ante la realidad de tener todas las probabilidades de que el Huracán Irma afectaría al territorio nacional, de inmediato volvió en cada ciudadano la presencia del líder para adoptar las medidas necesarias que corresponde a cada fase, sustentadas enla información del Instituto de Meteorología y las orientaciones del Estado Mayor de la Defensa Civil.

Allí estaba Fidel más presente que nunca, como en su acostumbrado puesto de dirección, influyendo en  cada directivo de los Consejos  de Defensa en los distintos niveles  desde la instancia nacional, las provincias, municipios y zonas, quienes cumplieron cabalmente las medidas previstas para cada momento, con la máxima de proteger en primer orden al ser humano.

Sus orientaciones de cuidar a las personas y sus pertenencias, la movilización a tiempo hacia las mejores edificaciones, la evacuación en casas de familiares y amistades,  y los necesitados para ser ubicados en los centros acondicionados para ese fin, así como resguardar en los lugares más seguros los bienes del Estado, el cuidado de cada recurso fue cumplido con exactitud.

La importancia de tenerse en cuenta las experiencias de otros fenómenos, para sacar a tiempo a las personas residentes en el litoral, precisamente donde azotó con mayor fuerza el huracán Irma, y a todos los que corrieran peligro en las zonas bajas próximas a los ríos y embalses para impedir inundaciones que atentaran contra la vida de las personas , fueron preocupaciones que no escaparon de sus enseñanzas.

El llamamiento del General de Ejército Raúl Castro, Presidente del Consejo de Defensa Nacional, en una de sus partes, insta a enfrentar la recuperación con el ejemplo del Comandante en Jefe de la Revolución cubana, Fidel Castro Ruz, quien con su permanente fe en la victoria y férrea voluntad  enseñó que no existen imposibles.

Una vez más estuvo bien presente el concepto de unidad que durante toda su ejecutoria como político y guía de nuestro pueblo puso muy en alto sus prédicas de solidaridad,  de manifiesto entre vecinos y familias, y más reciente en la actual etapa de recuperación en la que el pueblo responde al llamado de enfrentar los efectos dejados por el ciclón con más trabajo y optimismo.

El gesto solidario de los contingentes y brigadas de electricistas procedentes de las provincias menos afectadas es uno de los actos que más identifican a los trabajadores de ese sector y colaboradores de otras ramas con los principios que el jefe de la Revolución inculcó entre los cubanos.

(Con información de la ACN)

Bookmark and Share

6 Comentarios »

  • Julio Horaldo Lopez_Silvero Moya dijo:

    La resiliencia (aprender a crecer en la adversidad) de los cubanos.
    Las tormentas hacen que los árboles tengan raíces más profundas.
    “Mi grandeza no reside en no haberme caído nunca, sino en haberme levantado siempre.” Napoleón Bonaparte
    «Cuando mi sufrimiento se incrementó, pronto me dí cuenta de que había dos maneras con las que podía responder a la situación: reaccionar con amargura o transformar el sufrimiento en una fuerza creativa. Elegí esta última» Martin Luther King
    La Resiliencia es una decisión. Cuando elegimos sobreponernos a la adversidad, transformar el sufrimiento en un aprendizaje de vida, valorar lo que tenemos y apoyarnos en ello para crecer, y aferrarnos a nuestras convicciones, propósitos y sentido vital, estamos construyendo y apuntalando nuestra resiliencia.
    “Las jornadas que se avecinan serán de mucho trabajo, donde volverá a quedar demostrada la fortaleza de los cubanos y la confianza indestructible en su Revolución. No es tiempo para lamentarnos, sino para volver a construir lo que los vientos del huracán Irma intentaron desaparecer”
    Estos conceptos se ponen de manifiesto en la confianza, la fe, el optimismo y la esperanza de nuestro máximo líder y de nuestro invicto Comandante en Jefe Fidel Castro en el espíritu de lucha y fe en la victoria de nuestro glorioso pueblo. ¡HASTA LA VICTORIA SIEMPRE!
    FIDEL, RAUL, LOS HURACANES Y La Resiliencia de los cubanos. Segunda parte.
    El optimismo del pueblo de Cuba, su capacidad de resistencia y su inmensa confianza en Fidel, Raúl y nuestra REVOLUCIÓN se ponen de manifiesto una vez más ante los huracanes.
    La Resiliencia es una decisión. Cuando elegimos sobreponernos a la adversidad, transformar el sufrimiento en un aprendizaje de vida, valorar lo que tenemos y apoyarnos en ello para crecer, y aferrarnos a nuestras convicciones, propósitos y sentido vital, estamos construyendo y apuntalando nuestra resiliencia.
    Como expresara nuestro presidente Raúl Castro Ruz:
    Han sido días duros para nuestro pueblo, que en solo pocas horas ha visto como lo construido con esfuerzo es golpeado por un devastador huracán. Las imágenes de las últimas horas son elocuentes, como también lo es el espíritu de resistencia y victoria de nuestro pueblo que renace con cada adversidad.
    La resiliencia es una de las cuatro competencias que conforman el capital psicológico de las personas. Es una fortaleza que se desarrolla ante las circunstancias adversas con las que nos sorprende la vida. Es la capacidad de afrontar la incertidumbre y los cambios de una forma positiva y sana, de superar los fracasos, el daño emocional, y de saber manejar los riesgos, de forma tal, que tras ellos la persona sale fortalecida, reforzada, con nuevos recursos y más aprendizajes. Aceptación de la realidad con un optimismo realista. Raúl: Las jornadas que se avecinan serán de mucho trabajo, donde volverá a quedar demostrada la fortaleza de los cubanos y la confianza indestructible en su Revolución. Fuertes convicciones personales. Tener sueños y metas alineados con nuestras convicciones. No es tiempo para lamentarnos, sino para volver a construir lo que los vientos del huracán Irma intentaron desaparecer. Para ello disponemos de nuestra autoeficacia. Creencia en las capacidades personales y confianza en los recursos internos para afrontar las situaciones difíciles. Está presente en la creatividad de los cubanos.
    La resiliencia implica una salida de nuestra zona de confort, retar a nuestras capacidades, poner a prueba nuestra fortaleza y resistencia. La resiliencia es esa capacidad que te permite seguir adelante. Estrategias:
    Tener una visión optimista de la vida. «¡Llegó Fidel, ahora sí estamos salvados!». Eran los gritos alegres y entre llantos de quienes, con las manos alzadas desde techos o caballetes de casas ahogadas, veían sobrevolar un helicóptero por Cauto del Paso, Granma. A Fidel nada lo detiene, ni los caminos anegados, ni los troncos caídos o la obstinada presencia del Flora. Muchos lloraron cuando lo veían aparecer, pues aunque tenían solo la ropa que llevaban puesta, ver de cerca a Fidel era la esperanza de que no estaban solos y otra vez llegarían los techos y se levantarían las paredes.
    Convertir el problema, el obstáculo, el error o el fracaso en un reto y una oportunidad de aprendizaje.
    El Comandante en Jefe organizó y dirigió muchas de las acciones de rescate y envíos de medicamentos, ropas y alimentos a los damnificados mediante helicópteros, camiones, barcos o anfibios. Allí estuvo, y en medio de las ráfagas insistía en seguir para ayudar al pueblo herido por el agua y el viento.
    Focalizarnos en la solución y no en el problema nos permitirá tener una visión más positiva y de futuro. La búsqueda de una solución pone a prueba nuestras capacidades, las reta y esto hará aumentar nuestra motivación y despertar nuestra creatividad.
    Raúl: Con organización, disciplina y la integración de todas nuestras estructuras, saldremos adelante como lo hemos hecho en ocasiones anteriores. Nadie se llame a engaño, la tarea que tenemos por delante es inmensa, pero con un pueblo como el nuestro ganaremos la batalla más importante: la recuperación.
    Fidel, siempre fue un cazador de las aguas huracanadas, y luego, cuando volvía la calma y dejaba ver las carreteras rotas, los árboles mutilados y los escombros como queriendo gobernar en los pueblos, Fidel comenzaba la dura lucha de la recuperación.
    Era un muchacho de 37 años cuando Flora envolvió en un lazo de lágrimas a Oriente, a solo un lustro de haber nacido la Revolución. Fue como un bautismo de agua tempestuosa para el guerrillero de la Sierra. Y después de esa guerra de lluvia y viento en 1963, otras vinieron. El hijo de Birán siguió persiguiendo huracanes. Por él, su pueblo se desbordó más que los ríos.
    Enfrentemos la recuperación con el ejemplo del Comandante en Jefe de la Revolución Cubana, Fidel Castro Ruz, quien con su permanente fe en la victoria y férrea voluntad nos enseñó que no existen imposibles. En estas difíciles horas, su legado nos hace fuerte y nos une. ¡HASTA LA VICTORIA SIEMPRE!

  • Samon dijo:

    A la verdad Fidel siempre estuvo muy preocupado y activo en defensa de la vida del pueblo en los enfrentamientos a estos fenómenos, es algo que debemos reconocer con toda honestidad.

  • Here dijo:

    Fidel como siempre, presente en cualquier acontecimiento. Cada vez que daban el parte por la TV recordaba la atención que él prestaba y el seguimiento de estos eventos. Fidel nuestro querido, eterno e invencible Comandante en Jefe.

  • camarero dijo:

    yo extrañé su presencia al pie del cañón, como nos tenía acostumbrados… fidel hubiera estado en el centro del país inmediatamente, detrás del viento del ciclón, ese era su estilo y esa era su personalidad… podrá tener muchos críticos, pero nadie puede negarle que nunca tuvo miedo a exponerse para estar más cerca de la gente cuando más se le necesitaba… lo demostró infinidad de veces…

  • Jape dijo:

    Evidentemente que no es nada fácil sustituir al comandante sobre todo en circunstancias difíciles, esa confianza que transmitía emanaba con tanta naturalidad que parecía que no estaba pasando nada, además, no dudaba en dar el paso al frente siempre que la situación lo requería, como el padre o madre que cuida y da lo mejor a sus hijos….

  • Dinardo Suárez Rojas dijo:

    Todos estos días ante la amenaza del ciclón los cubanos tuvieron muy presente a su Comandante en Jefe, Fidel Castro Ruz, quien durante muchos años trasmitió confianza y seguridad ante las peores circunstancias, siempre con el espíritu de vencer y alcanzar la victoria.
    El pueblo cubano es Fidelista.
    Hasta la victoria siempre.
    Dinardo

Haga un comentario.

Deje su comentario. Usted también puede subscribirse a estos comentarios vía RSS.



Optimizado para Firefox. Requiere resolución 1024 x 768 o superior.